SERIES DE TV. FRAGMENTOS Y DETALLES DE UN UNIVERSO MUY ACTUAL

Equipo de Investigación “Series Relatos del Siglo XXI. Temporada 2”
Integrantes: Lorena Beloso, Juan Pablo Duarte, Natalia Fernández,
Lorena Figueroa, Natali Ivanier, Gonzalo Valenci.
Coordinación: Jorge Assef

Descargar PDF

PILOTO

LAS SERIES DE TV, DEL MUNDO POSIBLE AL DIVINO DETALLE

Quizás podamos pensar a las nuevas series americanas de TV como un maridaje narrativo de lo que Jacques Alain Miller llamó la sociedad de la debilidad (2005), ese contexto del lazo social propio de la época del Otro que no existe marcado por la deliberación y la conversación infinita. Las nuevas series de TV no responden a las formas clásicas del relato, tienen saltos, elipses, flashbacks, y múltiples líneas narrativas que se extienden sin cerrarse en un sentido conclusivo.

Este estilo hace de ellas relatos acordes al espíritu de la época actual.

Buena parte de los fragmentos que se acumulan durante el largo progreso de una serie permanecen desconectados —flotando— sin ordenarse en un discurso. En su ensayo de teoría de la serialidad, Mónica Dall´Asta (2012) señala que esta debilidad hace a la potencia de lo serial.

Al igual que el Kinoglaz (1924) de Dziga Vértov —ese montaje compuesto de elementos no contiguos ni congruentes— el discurso serial contemporáneo requiere de un espectador dispuesto a imaginar mundos posibles entre los fragmentos inconexos.

Pero este tipo de obras también hacen posible otra apuesta: transformar los fragmentos en detalles, en divinos detalles. Entonces, en lugar de relatar el sutil entramado de intimidades en constante exposición de Gossip Girl (The CW: 2007-2012), apuntar a lo que nos enseña acerca de la preponderancia del chisme en la era de la imagen. O, en lugar de perderse en los laberintos conspiranoicos de 24 (FOX: 2001- 2010), señalar el goce de verlo todo que enlaza al espectador al frenético mundo de Jack Bauer (Kiefer Sutherland). Buscar en el detrás de escena de Girls Girls (HBO: 2012), los nuevos síntomas de la histeria. Orientarse por la función del tóxico en lugar de desentrañar el sutil mecanismo de esa máquina perfecta que demostró ser Breaking Bad (AMC: 2008-2013) o intuir en Mad Men (AMC: 2007) la evasión donjuanesca del protagonista ante la inexistencia de la relación sexual.

Estos son algunos de los detalles que destacan los seis episodios de esta breve serie de series que les proponemos en este escrito. Un ensayo que intenta localizar en diferentes exponentes del género algunos temas candentes de la conversación que el psicoanálisis mantiene con la civilización actual.

EPISODIO 2

GOSSIP GIRL, LA FASCINACIÓN DE LA IMAGEN

Por Lorena Beloso

Gossip Girl (The CW: 2007-2012) sin duda es una serie que versa sobre sujetos hipermodernos. Su argumento: jóvenes populares y adinerados que viven en Manhattan, donde cada paso de su cotidianidad es registrado en fotografías y subido a un blog del cual todo el Upper East Side está pendiente. Esto desencadena líos amorosos, ruptura de pactos comerciales, de amistad y decisiones familiares trascendentales, entre otras cosas.

En ningún momento de sus seis temporadas, Gossip Girl plantea algo en relación al efecto de la imagen sobre las subjetividades. La serie no problematiza su incidencia. Todos los personajes simplemente están capturados por ella. Lo que la imagen muestra, es un hecho indiscutible, nadie lo cuestiona, es ley. Incluso la única manera de remediar un conflicto ocasionado por una fotografía es subiendo otra. En este mundo no pareciera existir la posibilidad de una solución mediatizada por la palabra.

Gossip Girl enseña algo sobre la época que la produce, sobre la naturalización del registro de la imagen que gobierna la vida de los sujetos contemporáneos, haciendo interferencia en el campo del lenguaje.

EPISODIO 3

24, LOS HÉROES DE NUESTRO TIEMPO

Por Natalia Fernández

24 (FOX: 2001-2010) es una historia construida en veinticuatro capítulos. Cada uno refleja una hora entera del día de su protagonista Jack Bauer, un agente antiterrorista de la ciudad de Los Ángeles.

24 comienza a proyectarse el mismo año del atentado terrorista al World Trade Center y tematiza esta preocupación lanzando su trama a partir de la amenaza de muerte de quien sería el primer candidato afroamericano a la presidencia de EE.UU. Dos detalles interesantes que las series de televisión de la tercera Edad Dorada (Cascajosa, 2013) como 24 nos presentan: la figura del héroe y la relación a la imagen.

Jack Bauer es un héroe moderno. Si bien funciona como garante del orden, la narración no esconde sus fisuras si no que las pone en evidencia. Por otro lado es interesante observar en esta serie la fascinación por verlo todo, en la fragmentación de la imagen del televisor, cuatro recuadros simultáneos crean la ilusión de ver todo lo que sucede alrededor de Jack en tiempo real.

EPISODIO 4

BREAKING BAD, LA OBSENIDAD DEL OBJETO

Por Lorena Figueroa

Breaking Bad (AMC: 2008-2013) toma impulso a partir del encuentro entre Walter White (Bryan Cranston) y Jesse Pinkman (Aaron Paul), una contingencia que los embarca en la aventura de producir metanfetamina en el colorado desierto de Albuquerque (Nuevo México). Lo singular de esta serie es que este objeto de consumo de altísima calidad, ofrecido al mercado para paliar el dolor de existir, se transforma en el protagonista de la historia, ocupa el centro de la escena, su fabricación se muestra en planos secuencia detalles, en primeros planos largos, en múltiples momentos ¡todo el relato parece girar a su alrededor!

El mundo de Breaking Bad representa el ascenso del objeto al cenit, y la serie misma se ofrece como un objeto posible, un objeto que habla de otro objeto pero que resulta bastante adictivo también. Sus millones de telespectadores también parecen estar atrapados sin salida. No pueden dejar de verla, y la siguen cada temporada con esa fascinación que el sujeto encuentra en el circuito del goce escópico, como lo señalaba Lacan (1964 [2003]), ese elemento de fascinación en la función de la mirada, donde toda subsistencia subjetiva parece perderse.

EPISODIO 5

GIRLS, GOCES DESREGULADOS EN SERIE

Por Natali Ivanier

Girls (HBO: 2012), lado B de Sex & the City (HBO: 1998-2004) y quizá su versión menos encantadora y más mundana. Cuatro chicas de entre veinte y treinta años, tratando de sobrevivir al empuje al goce neoyorquino. La trama resulta algo familiar, solo que esta vez no hay consumo que logre regularlas.

Con una estética poco fálica, lejos de usar grandes marcas en figuras modeladas, Girls pone en serie los desarreglos del cuerpo de estas jóvenes, en los cuales los llamados “trastornos de conducta” no alcanzan para nombrar el goce que irrumpe y que nada orienta. Como consecuencia, vemos los diferentes pasajes al acto de estas protagonistas desordenadas.

Aunque aparentemente la cámara nos muestre una serie de capítulos, tampoco logra ordenar el sentido del sufrimiento de sus personajes. Girls, en la época del “Imperio de las Imágenes” muestra escenas que lejos de ser bellas, dan a ver estas formas de sufrimiento que escapan a la clasificación habitual, y que no engendran ningún discurso.

EPISODIO 6

DON DRAPER, ¿LIBERTAD ABSOLUTA O LA BÚSQUEDA DE LA SALVACIÓN?

Por Gonzalo Valenci

El mito de Don Juan planteado por Juan Carlos Benavente separa al Don Juan creado por Tirso de Molina (El burlador de Sevilla, 1612- 1620) de la actual frivolización del mito. Don Draper (Jon Hamm) en Mad Men (AMC: 2007) se presenta como aquel que vive sin reglas, con una identidad robada para lograr su cometido; experto en seducción, engaño y huida. Aquel que desde el primer capítulo de la serie aparece engañando a su esposa, encarnando la conducta que interroga Claudia Lucía Borensztejn cuando se pregunta. ¿a quién busca Don Draper yendo de mujer en mujer?

A medida que las temporadas avanzan Don Draper se encuentra sumergido cada vez más en su depresión, en su adicción al alcohol, el tabaco y a los encuentros sexuales con mujeres, generando así un choque con el Mito de Don Juan.

¿Es acaso Draper la representación de la libertad absoluta que significa hoy en día ser un Don Juan?, ¿o es la búsqueda constante de salvación que José Zorrilla (Don Juan Tenorio, 1844) decide otorgar a su Don Juan redimido por el amor de Inés? Lo cierto es que en vísperas del final de la serie, Draper ha saboteado cada intento de salvación que se le ha presentado.

EPISODIO 7

FINAL DE TEMPORADA, UN FINAL SIN FIN

Por Juan Pablo Duarte

Luego de ochenta y seis capítulos y ante la mirada de más de once millones de televidentes de todo el mundo, The Sopranos (HBO: 1999-2007) —el poderoso ariete con el que David Chase abre el camino de esta nueva Edad Dorada de la TV— finaliza con el fundido a negro de la imagen luego de una escena algo anodina. Los instantes previos transcurren en una cafetería en la que no sucede casi nada significativo. Esperamos una tragedia o una resolución heroica —o antiheroica, lo mismo da— pero solo asistimos a una conversación que se debate entre el laconismo y la nostalgia entre Tony (James Gandolfini), su esposa y su hijo.

Aquella escena final en la que nada concluye, constituye uno de los hitos de la historia reciente de la ficción televisiva. Es además una temprana apuesta a un espectador cuyo lazo con la ficción depende en buena medida de aquello que la historia no revela y él mismo debe producir.

El fondo negro del final de The Sopranos angustió a muchos y fascino a otros. Quizá ese gesto marcó con cierta crudeza el momento en el cual el espectador dejó de mirar la televisión para comenzar a verse en ella.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

  • Benavente, J. C. Don Juan. Sobre Mitos y Estereotipos. (Blog Tierra de nadie). Recogido el 5/4/2015 de http://www.tierradenadie.de/archivo/literatura/mitos/mitos.htm.
  • Borensztejn, C. L. Cómo reconocer a un Don Juan. (Página 12, 24 de septiembre de 2009). Recogido el 5/04/2015 de http://www.pagina12.com.ar/diario/psicologia/9-132288-2009-09-24.html
  • Cascajosa Virino, C. (2007) “ La nueva edad dorada de la televisión americana” en Secuencias, N° 29. Madrid: Universidad Autónoma de Madrid.
  • Dall´ Asta, M. (2012) “Para una teoría de la serialidad” en Revista Kilómetro 111, Nº 10. Buenos Aires: Mayo.
  • Lacan, J. (1962-1963 [2007]) “La angustia” en El Seminario de Jacques Lacan, Libro 10. Buenos Aires: Paidós.
  • Lacan, J. (1964 [2003]) “Los cuatro conceptos fundamentales del Psicoanálisis” en El Seminario de Jacques Lacan, Libro 11. Buenos Aires: Paidós.
  • Miller, J.-A. y Laurent, E. (2005) El Otro que no existe y sus comités de ética. Buenos Aires: Paidós.
  • Miller, J.-A. (2011) Los divinos detalles. Buenos Aires: Paidós.